Teresa Rivera, se confiesa: «Isabel Pantoja no es buena persona, es hipócrita y teatrera»

Después de que Kiko Rivera mantuviera a cerca de cuatro millones de espectadores frente al sofá con su desgarrador testimonio sobre las «mentiras» de su madre, su tía, Teresa Rivera, se ha convertido en la gran protagonista de la segunda entrega de ‘Cantora: la herencia envenenada’. La hermana de Paquirri se ha abierto en canal y ha hablado sin tapujos sobre la que un día fue su cuñada, Isabel Pantoja. La madre de Canales Rivera ha asegurado que la tonadillera es una mala persona y ha dejado claro que si un día se la encuentra, le preguntaría el motivo por el cuál se ha portado mal con su hijo.

Teresa Rivera ha reconocido que, al comienzo de su relación con Paquirri, mantenía una estrecha amistad con la cantante. Sin embargo, a raíz de varios desagradables episodios en los que la de ‘Idol Kids’ le acusaba de pasarle facturas a su nombre, decidió romper todo contacto con ella. La hermana del diestro ha sido muy clara y ha expresado lo que siente por la cantante. «No es buena persona por todas las cosas que ha hecho, como no entregarle lo que le correspondía a mis sobrinos. Decir que ha tenido un robo para no dar las cosas… eso nos duele a todos los Rivera», sentencia.

Tajante, la invitada al programa de Telecinco ha dejado claro que no quiso ver el paso de la cantante por ‘Supervivientes’ y arremete: «Es muy hipócrita y teatrera». Asimismo, preguntada por Mila Ximénez sobre cómo vivió la entrada de Isabel Pantoja a la cárcel, la madre de Canales Rivera ha hecho hincapié en que no sintió nada porque «ella se lo había buscado». «No siente las cosas, creo que finge cuando canta ‘Marinero de luces’, lo hizo con su hijo y el cordón. Es una teatrera», admite.

Teresa Rivera he echado la vista atrás y ha recordado las palabras de Kiko Rivera cuando este confesaba que su madre le había inculcado que no era bueno que tuviera relación con la familia de su padre. Ante esto, la hermana de Paquirri ha dejado claro que si tuviera a Isabel Pantoja delante le preguntaría el motivo por el cuál se ha portado tan mal con su hijo.

Sobre el marido de Irene Rosales, Teresa Rivera ha confesado que tiene ganas de verle y abrazarle puesto que en su familia siempre le han querido. «Me emocioné mucho escuchándole. Cuando él era pequeño, tenía 8 o 9 años e iba mucho a Los Caños a casa de unos amigos nuestros. Mi hijo me dijo que le había visto llorando y fui a buscarle, se abrazó a mí y me dijo: ‘¡Cómo mi madre se entere…!’. Le han robado 36 años con la familia de su padre, a mí el cuerpo se me queda muy mal por él. No somos malos, somos normales y tenemos un sentimiento muy grande», aseveraba.

Fuente: semana

Te puede interesar…

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

doce + dieciocho =