Carlota Corredera revela qué le ha impedido “destrozar” a Kiko Matamoros

La semana está siendo especialmente dura para Carlota Corredera. Este martes se derrumbaba en directo ante las cámaras de ‘Sálvame‘, agobiada por la presión que ha vivido en los últimos meses. Pero sus lágrimas, lejos de provocar un acercamiento con la audiencia, la he hecho recibir numerosas críticas en las redes sociales. Su postura respecto al testimonio de Rocío Carrasco y su enfrentamiento con Kiko Matamoros la han situado en el punto de mira. Esta tarde, harta de ser cuestionada y juzgada, ha dado un golpe sobre la mesa y ha lanzado un mensaje al colaborador. También ha confesado que, si hubiese querido, hubiera sido mucho más dura con él de lo que se ha mostrado hasta ahora.

Sincera, la periodista se ha mostrado dispuesta a un acercamiento con el madrileño. «Para mí la baraja se ha roto. Estoy profundamente dolida y decepcionada. Antes de coincidir me gustaría hablar contigo. A lo mejor tenía que haberlo hecho a la vuelta de vacaciones, pero no quise remover mas mierda. Si quieres hablamos en privado. Nunca lo haría en público. Si quieres lo hacemos. No lo haría en público porque tú no tienes nada que perder… por cómo actúas. Pero yo tengo muchísimas cosas que perder. Estoy dispuesta a todo por el programa. Y dentro de la diferencia avanzar y hacer piña».

«El problema lo tengo yo porque el foco me lo han puesto a mí»

La gallega reconoce que le ha hecho daño conocer los comentarios que su compañero ha hecho de ella durante sus días de descanso. «Kiko me ha atizado mientras he estado de vacaciones… ¿Y si vengo de vacaciones y digo todo lo que ha dicho de mí cuando he estado fuera? Aquí arde Troya», ha explicado.

A pesar de lo sucedido, ha optado por no entrar en su «juego sucio» y hacerle daño ante las cámaras. «No hice eso porque no jugamos en la misma liga. Yo soy presentadora y él es colaborador. Hubiese sido por mi parte un abuso de poder decirle: ‘Mika, Kiko, te voy a poner este vídeo. Y luego destrozarlo. No lo hice en aras de la convivencia y por el programa. Ahora el problema lo tengo yo porque el foco me lo han puesto a mí. Y la que se tiene que comer ahora esto por comentarios que se han hecho en mi programa soy yo, no es él.Yo nunca he comercializado con nada de lo que se dice en este programa», decía.

«Kiko Matamoros es una pieza fundamental de ‘Sálvame’. Perfecto», arrancaba diciendo Carlota al inicio de ‘Sálvame’. «Lo que se está poniendo en tela de juicio no es si trabaja mucho o si es un buen o un mal colaborador. Lo que se está cuestionando es que llega de vacaciones y pone el ventilador de la mierda y aquí pillan unos más que otros. Yo soy de las que más pillan… Ese día llega y cuestiona al programa, a la productora, a la presentadora».

«Yo no soy el problema de Kiko Matamoros»

«Jorge Javier Vázquez lo considera una pieza fundamental, pero no está de acuerdo en una serie de cosas», ha recordado. «Tuve una conversación con Kiko desde el respeto, desde la tranquilidad y desde la serenidad cuando él llevaba meses pingando al documental, al debate posterior y a todo lo que sucedía ahí. Y cuando se estaba terminando la serie dice que no la ha visto. Para mí sus opiniones hay que tenerlas en cuarentena. No puedo darle credibilidad a una persona que opina de algo que no ha visto. ¿Estamos locos? Estamos hablando de algo tan delicado como lo de Rocío Carrasco», sentenciaba.

«Hay muchas cosas que sé y no puedo decir. Lo que sí puedo decir es que el día que carga contra mí su cabreo no era yo. No engañemos a la gente. Si Kiko Matamoros tiene problemas en su vida, en la productora, en sus finanzas, en sus emociones o en lo que sea no es mi responsabilidad… No estoy autorizada para decirlo, pero yo no soy su problema, ¿vale?», insistía.

«Lo ha dicho él, que no tiene nada conmigo personal, que lo que tiene son diferencias profesionales. Kiko Matamoros me conoce desde hace 12 años. Lo contraté hace 12 años. Han pasado muchísimas cosas en este plató. ¡Muchísimas! ¡Que haga memoria! Y otra cosa voy a decir: Yo no soy Rocío, soy Carlota Corredera, hija de Juan Carlos y de Elisa. Y me represento a mí misma. Otra cosa es que yo en algo que considero que no existe el debate, para mí no hay debate. No es una cuestión de pensamiento único. No hay debate. No se cuestiona a una víctima. Si doy la cara y confío en el relato de Rocío y de todas las Rocíos que hay este país no es justo que porque tengas problemas que no tienen que ver conmigo me utilices a mí porque soy el blanco más fácil».

«No se puede jugar sucio»

Emocionada y con la voz rota, Carlota Corredera ha recordado que la muerte de Mila Ximénez ha supuesto un durísimo varapalo para todo el equipo: «No quiero que suene a excusa. Somos un programa que hemos tenido una pérdida súper importante. Nos está costando levantar cabeza y entre todos estamos intentando sacar la cabeza. Claro que estamos afectados y no hemos podido ni hacer duelo. A veces ni te acuerdas de que Mila ya no está. Es que no hemos parado. Lo que tenemos que hacer es arroparnos. Lo que no se puede hacer es jugar sucio. Sobre todo cuando hay crisis. Porque la gente se demuestra cuando en los momentos. En los buenos todos estamos bien».

«Kiko era un perfil que venía con una imagen tocada… porque venía con una imagen de otros programas. Había resistencia a darle una oportunidad porque en ese momento no encajaba en el programa. Era el año 2010. Le di una oportunidad. No estoy diciendo que nadie le ha regalado nada. Se lo ha currado y ha estado aquí cinco horas, con pandemia, sin pandemia… como muchos», ha subrayado la presentadora.

Sin ocultar su malestar al hablar de Matamoros, la gallega ha explicado el motivo de su desencanto con su colega: «No sé por qué me atizas a mí… Durante mis vacaciones, cuando yo no estaba presente, dijiste muchas cosas de mí y de mi trabajo. Y cuando volví de vacaciones el primer día tuve que trabajar contigo. Y no fue fácil. Pero tuve que elegir. Tenía dos opciones. O te echaba en cara todo lo que habías dicho de mí en las vacaciones. O era una profesional e intentaba trabajar y convivir».

Carlota Corredera

«Yo no juego con tu trabajo»

«Mira tú por dónde yo hago un esfuerzo después de vacaciones por el bien del programa… Yo no he pedido no coincidir contigo. Otra cosa es que me haya costado mucho trabajar contigo después de saber lo que has dicho durante mi ausencia de mi trabajo. Yo no juego con tu trabajo, nunca lo he hecho», añadía. «Habla con los directores para que sepas el esfuerzo y mi absoluta intención de pasar página. Porque soy muy consciente de la fractura y la polarización con el tema de la violencia de género y de Rocío Carrasco. He hecho un esfuerzo por todos. Y fue difícil, no fue fácil».

«Rocío Carrasco ha contado su verdad. La ha demostrado. Hay una sentencia que vendría a reconocer que hay violencia vicaria. Sí. Rocío ya se ha explicado. Estamos en otra pantalla del videojuego. Si tiene algún problema, ¿por qué no habla conmigo? ¿Por qué no me dice: vamos a tomarnos algo?», zanjaba.

Paula Noticias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro + 7 =

Entrada siguiente

Ana Obregón posa en bañador "sin retoques ni maquillaje"

Vie Sep 3 , 2021
Está siendo un verano muy diferente para Ana Obregón. Si el pasado año fue uno de los más tristes al tener que enfrentarse a la muerte e su hijo, Álex Lequio, este 2021 tampoco ha sido nada fácil. Hay que recordar que su madre también falleció hace escasos meses, siendo otro de los momentos […]